CULTURA

El Tajín, entre la fama mundial y el abandono de las autoridades de Veracruz

El Tajín es una de las zonas más relevantes del México y sede de uno de los festivales culturales más importantes como lo es la Cumbre Tajín, hoy día es sinónimo de desastre e indiferencia.

La zona arqueológica del Tajín cerrada aún desde inicios de la pandemia, se encuentra ubicada en el municipio de Papantla, en la zona norte del estado de Veracruz, en la región Totonaca, alberga uno de los más extraordinarios vestigios de la cultura mexicana precolombina, esto debido a la calidad de sus monumentos, que bien valen la visita, pero lo es además por su papel tan especial en el transcurso de la historia del área mesoamericana.

La pirámide de los Nichos, compuesta por siete plataformas superpuestas de manera escalonada, es uno de los íconos representativos del estado. La ciudad sagrada de la cultura Totonaca, el emblemático parque Takilhsukut y el zócalo municipal de Papantla, son sede de uno de los festivales culturales más importantes a nivel nacional e internacional, Cumbre Tajín, el cual se lleva a cabo de manera anual entre el 18 y 21 de marzo, presentándose artistas de talla nacional e internacional como la cantante islandesa Björk, la cual participó en el 2012.

Como zona costera, el 21 de agosto del 2021 el paso del huracán Grace dejo varios daños que van desde caídas de árboles, inundaciones y cortes al servicio eléctrico por la caída de postes, hecho que repercutió en particular en el espacio comercial aledaño a la zona arqueológica, dañando los espacios de venta y mercancía de los vendedores de artesanía y alimentos de la región, fuente de ingreso de miles de familias locales.

Dicho suceso sigue repercutiendo hasta hoy en día, pues pese a haber transcurrido ya casi seis meses, la zona arqueológica se encuentra aún cerrada, y los negocios que dependen de ella siguen en un total abandono, entre escombros, basura y mercancía rota.

El subsecretario de Promoción Turística de la Secretaría de Turismo, Iván Martínez Olvera, aceptó que aun no hay una fecha para la reapertura de la zona detalló que el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), es quien pudiera determinar cuándo se podría poner en servicio esta área que decidió cerrarse a causa de la pandemia.

“Están concretando las fechas para abrir ellos (INAH), nosotros no podemos determinar una fecha, estamos haciendo las gestiones necesarias para que se abra. Obviamente al estar cerrado durante tanto tiempo, necesita diferentes áreas de mantenimiento y cuando se proyecte la apertura, se dará el mantenimiento necesario. No se podría abrir si no está en óptimas condiciones”.

Pese a los apoyos otorgados a los comerciantes de la zona, estos continúan buscando abrir sus negocios aún entre escombros a causa del huracán, y atender así al poco turismo que aún llegan a la zona, ofreciendo sus productos y presentando aún su espectáculo tradicional de los voladores de Papantla, esto con el fin de tener ingresos pues declaran que ellos dependen totalmente del turismo local.

Ante tal indiferencia por parte de las autoridades, los comerciantes se sienten totalmente desamparados y en la incertidumbre pues aún no hay momento para la reapertura.

Similar Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.