MUNDO

Guillermo Lasso justifica en su informe anual la “muerte cruzada”

El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, ofreció su informe a la nación, la rendición de cuentas anual a la que está obligado como mandatario, al cumplirse este 24 de mayo dos años en el poder.

En el acto, celebrado en el auditorio de la Plataforma Social de Quitumbe, al sur de Quito, ante otros funcionarios y personal diplomático acreditado en Ecuador, justificó su decreto de ‘muerte cruzada’ del pasado miércoles, con el cual, disolvió la Asamblea Nacional.

“Hace ocho días, utilizando un mecanismo democrático reconocido en la Constitución de la República, puse fin a una confrontación política que tenía inmerso al país en una crisis que se agudizaba con el tiempo”, expresó.

Añadió que al disolver la Asamblea Nacional, justamente cuando en ese organismo se llevaba a cabo un juicio político en su contra por el presunto delito de peculado —que pudo haber culminado con su destitución—, “cerró un largo capítulo de desinstitucionalización y abuso de poder liderado por sectores políticos que se habían trazado como meta la cooptación de todo el Estado”.

Asimismo, el mandatario dijo que después de esta decisión, que considera “histórica, por la profundidad de su significado”, nunca más un presidente de la República “quedará a merced de una Asamblea que dedique su tiempo a conspirar e impedir que un Gobierno avance en la agenda para el desarrollo del país”.

El decreto de ‘muerte cruzada’ obliga a convocar elecciones parlamentarias y presidenciales anticipadas, que se realizarán en agosto próximo. Por ello, Lasso comentó que su decisión demuestra que está “verdaderamente dispuesto” a desprenderse del poder, más aún “si se trata de proteger la democracia en el Ecuador”.

Asimismo, señaló que con esa decisión su opción fue “mirar hacia los ecuatorianos”, quienes ahora tendrán la opción de elegir a las nuevas autoridades legislativas y al nuevo mandatario.

“Con humildad les pido elegir a los mejores ecuatorianos, ejercer su voto creyendo, de manera fehaciente, que es la herramienta más valiosa que tienen para enrumbar al país hacia un mejor destino (…) Al momento de votar, les recomiendo que tengamos memoria”, añadió en su discurso.

Asimismo, de cara a esas nuevas elecciones, llamó a concretar un “acuerdo”. “Exhorto a los demócratas de nuestro país a reflexionar sobre el futuro y la necesidad de llegar a consensos mínimos, el diálogo es la mejor herramienta de la democracia. El país requiere que todos los actores políticos y sociales nos sentemos a definir las mejores estrategias para resolver problemas complejos como la pobreza y la delincuencia”, mencionó.

Este año, la presentación del informe anual del mandatario se da de manera inusual. El artículo 147 de la Constitución dispone que debe presentarse ante la Asamblea Nacional, pero debido a que el órgano fue disuelto, el acto fue modificado.

De esta manera, es la primera vez desde el retorno a la democracia, en 1979, que la rendición de cuentas de un presidente no se realiza ante el Congreso.

En su discurso, Lasso ofreció las cifras que maneja su administración sobre los logros alcanzados en sus dos años de Gobierno en materia de economía, salud, educación, seguridad y otras áreas.

Por ejemplo, dijo que 1,1 millones de ecuatorianos han salido de la pobreza y se han creado alrededor de 500.000 empleos. También mencionó que en 2022 aumentó la recaudación tributaria a más de 17.000 millones de dólares, 3.000 millones más que en 2021.

Comentó que el déficit fiscal se redujo de 7.500 millones de dólares a menos de 2.000 millones; y adelantó que al terminar 2023, el nivel de la deuda pública se habrá reducido al 55 %, es decir, 12 puntos menos que hace tres años, cuando alcanzaba el 67 %.

Lasso destacó que en los dos años de su Gobierno han “abierto el Ecuador al mundo”. En ese sentido, señaló que su administración trabaja para concretar acuerdos comerciales con alrededor de 10 países.

Recordó que ya firmaron dos tratados, uno con Costa Rica y el otro con China; y esperan rubricar otro con Corea del Sur antes de agosto.

“Nuestro país se ha posicionado en el mundo como líder regional y mundial en conservación”, añadió, al tiempo que explicó que lograron “el canje de deuda por conservación más grande en la historia de la humanidad”, de 1.600 millones de dólares a cambio de proteger la Reserva Marina de Galápagos y la Reserva Hermandad, que conforman 198.000 kilómetros cuadrados de superficie, y garantizan la preservación de al menos 2.500 especies marinas.

El mandatario dejó para el final de su informe el tema de la inseguridad, cuyo flagelo ha empeorado en Ecuador en los últimos años. “Enfrentamos una etapa difícil, pero seguimos combatiendo férreamente a las mafias que quieren destruir a la sociedad y no bajaremos los brazos ni un solo momento”, enfatizó.

Según el mandatario, durante su administración fueron desarticuladas 3.000 organizaciones delictivas, se decomisaron 16.000 armas de fuego y se incautaron 420 toneladas de drogas.

Previo a este acto, Lasso participó en una ceremonia militar por la conmemoración de los 201 años de la Batalla de Pichincha, el evento que selló la definitiva Independencia del territorio que hoy es Ecuador.

Ahí, agradeció a los militares por apoyar la decisión tomada la semana pasada en contra del Parlamento ecuatoriano.

“No han dudado en respaldar la Constitución y las decisiones legítimas, constitucionales que debí tomar hace una semana al disolver la Asamblea Nacional”, expresó.

En su discurso dijo que actualmente en Ecuador las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional están librando una nueva batalla, que es el combate al crimen organizado, algo que consideró como “una lucha por la paz y por el desarrollo nacional”.

“Sabemos con total certeza que con valentía, decisión y amor por el país derrotaremos al crimen organizado, que pretende con sus actos terroristas arrebatarnos los derechos más preciados que tenemos los seres humanos: la vida, la libertad y la paz”, expresó.

Se esperaba que durante el acto de presentación de su informe anual Lasso anunciara cambios en su gabinete; no obstante, solamente hubo una modificación y se hizo previo a su participación en estos dos actos, cuando el mandatario designó a César Rohon como el nuevo ministro de Transporte y Obras Públicas, sustituyendo a Darío Herrara, que estaba en el cargo desde julio de 2022.

Tras participar en estos actos, Lasso emprenderá viaje este mismo miércoles a EE.UU. para someterse a una “intervención médica”, y retornará a su país el próximo domingo, informó la Secretaría General de Comunicación de la Presidencia.

Similar Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *