MUNDO

Imágenes interiores de un reactor de Fukushima generan preocupaciones de seguridad

Las imágenes del interior de uno de los tres reactores (unidad 1) que terminaron derretidos en el desastre nuclear de 2011 en la planta de Fukushima-1 han desatado preocupaciones de seguridad, informa la agencia Associated Press.

Una sonda robótica del operador Tokyo Electric Power Company (TEPCO) ha estado visitando desde el año pasado la cámara de contención primaria de la unidad 1 —que contiene agua para enfriar el combustible nuclear de los reactores dañados—, y este martes fueron revelados los hallazgos de 39 horas de grabación.

Es el primer material captado desde el terremoto de magnitud 9,0, frente a la costa nororiental de Japón, que desencadenó el tsunami que se estrelló contra la planta.

Los datos recogidos por el ROV-A2 muestran que el exterior de hormigón de la estructura principal que funciona como soporte, de 120 centímetros de grosor, estaba significativamente dañado en su parte inferior, dejando al descubierto su refuerzo de acero. Las barras expuestas ponen en duda la resistencia de la estructura en caso de otro potencial desastre natural, señala el medio.

Keisuke Matsuo, portavoz de TEPCO, aseguró que el refuerzo de acero estaba prácticamente intacto, pero que se estudiaría si es posible mejorar la resistencia del reactor a los terremotos, que ocurren con bastante frecuencia en Japón.

En este sentido, el gobernador de Fukushima, Masao Uchibori, corroboró que se evaluaría con celeridad el asunto y dijo que se proporcionaría información “de manera que los residentes de la prefectura puedan entenderla fácilmente y aliviar la preocupación”.

El vehículo submarino teledirigido también mostró materiales deslizándose hacia el fondo de la cámara de contención primaria y diferentes tipos de escombros, posiblemente combustible nuclear que cayó en el núcleo y se endureció, explicó Matsuo.

Con toda la información recogida, principalmente la más reciente, los expertos buscan crear un mapa tridimensional del combustible nuclear fundido y reunir detalles sobre los escombros con el fin de idear métodos para retirarlos.

Parte del combustible podría incluso haber caído a través de los cimientos de hormigón, una situación que dificulta enormemente las tareas de desmantelamiento de los reactores obsoletos, que han sufrido retrasos.

Está previsto que las pruebas de retirada de los residuos fundidos comiencen en la unidad 2 a finales de este año. La extracción del combustible gastado de la piscina de refrigeración de la unidad 1 comenzará en 2027 con un retraso de 10 años. Una vez concluido el proceso, se prevé que la remoción de los residuos fundidos de los reactores se inicie en 2031.

Similar Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *